Uso y abuso de los Favoritos de Twitter

Quizás los ‘Favoritos’ sean una de las funciones que ofrece Twitter más desconocida y a la vez con mayor diversidad en su uso entre los usuarios.

Según el centro de asistencia de Twitter, los favoritos son tweets que los usuarios pueden marcar y guardar para más tarde. Nada que ver, por tanto, con los ‘Me gusta’ de Facebook, que sirven para mostrar públicamente que una publicación es de tu agrado. Aun así, son muchos los usuarios que utilizan los Favoritos a diestro y siniestro como si éstos fueran Likes.

Puede que el nombre “favorito” sea lo que lleva a esta confusión, ya que puede entenderse un favorito como aquello que “me gusta” mucho. Pero personalmente creo que utilizar los Favoritos como Likes es no entender que cada red social tiene sus propias reglas del juego y que no hay que buscar maneras alternativas a las funciones propias de cada una.

En mi cuenta personal utilizo los favoritos como marcadores para guardar los tweets que me han parecido interesantes, especialmente cuando estoy leyendo el timeline desde el móvil, para poder consultarlos detenidamente más tarde. Una vez que he tenido ocasión de leer su contenido, los elimino y dejo únicamente aquellos que en un futuro pueden serme de utilidad.

La lista de favoritos de un usuario, a no ser que indiques lo contrario en tu configuración de privacidad, es pública; por tanto, los tweets que marcas como favoritos están jugando un papel importante en tu marca personal, ya que con ellos demuestras cuáles son tus intereses.

Independientemente de mi opinión sobre usar los favoritos como likes, quiero hacer un breve repaso sobre algunos usos que se pueden dar a esta función de Twitter.

  • Me gusta: mostrar que te ha gustado un tweet y hacérselo saber a su autor.
  • Leer más tarde: guardar un tweet para leerlo más tarde.
  • Archivo: almacenar los tweets que pueden serte de utilidad en un futuro.
  • Leído: informar de que has leído el tweet, con lo que puede utilizarse para dar por finalizada una conversación.
  • Dar visibilidad a su autor: especialmente a través de herramientas como Favstar.

En el caso de las marcas, hay diferentes usos para los favoritos y algunos de ellos me parecen muy interesantes. Ejemplo de ello son las cuentas que marcan como favoritos todos los tweets en los que sus clientes opinan sobre sus productos o servicios para, después, mostrarlos a través de algún widget o compartiendo la URL de los favoritos de su cuenta.

Aunque en mi cuenta personal continuaré utilizando los favoritos sólo cuando lo crea conveniente y según mis propios criterios, no descarto usos más originales para esta función en las cuentas de las marcas que administro.

¿Estás de acuerdo con mi opinión sobre el uso de los favoritos o crees que en redes sociales cada uno puede usar las diferentes herramientas como quiera? ¿Utilizas los favoritos de alguna manera diferente a las que aquí se menciona? Cuéntame tu experiencia.

Comentarios
  1. 4 años ago
  2. 4 años ago
  3. 4 años ago

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.